Turismo termal: Malargüe trabaja para que sus destinos sean seguros, saludables y preferentes

Los vínculos entre el termalismo y el turismo son históricos. El Consejo Asesor y la Dirección de Promoción y Políticas turísticas se adentraron en la naturaleza misma de la práctica termal, a los lugares y a los protocolos por COVID 19 a los efectos de lograr garantías en la prestación y una mejora continua.

En la idea de garantizar los más altos niveles en la prestación del servicio turístico y apoyar a quienes desarrollan el Turismo Termal en Malargüe, representantes del Consejo Médico Asesor y el área de Turismo de la Municipalidad del departamento, recorrieron Los Molles para realizar una evaluación del lugar y adaptar protocolos específicos a tal fin.

Fueron parte de la actividad el Dr. Oscar Arrieta, el Dr. Cristian Tomczyszyn y el Lic. Marcelo Rivarola, responsable del turismo en Malargüe quien expresó: “Cuando llegue el adiós a la COVID-19, seguramente muchos turistas se volcarán a retomar lo natural, lo saludable y lo que es una práctica ancestral. Aquí estamos analizando medidas, protocolos y cómo se vivirá ese retorno a la cultura termal. Es por esta razón que estamos acompañados de profesionales idóneos en la materia a fin de establecer recomendaciones y sugerencias preventivas en instalaciones termales, a fin de disminuir el riesgo de contagio tanto en trabajadores como turistas que utilicen sus servicios turísticos”.

Por su parte, la Secretaria General Constanza Segura explicó acerca de las grandes ventajas que posee el contar un Consejo Asesor Médico y acudir a dar respuestas inmediatas cuando las instituciones y la ciudadanía lo requieran: “Vamos a concurrir a los distintos establecimientos termales con el propósito principal de tomar todos los recaudos necesarios a la hora del aprovechamiento in situ de una fuente termal con fines terapéuticos o recreacionales”. La Secretaria aseguró que es el tiempo de agilizar el proceso de buscar soluciones legales y médicas para que la actividad turística se desarrolle con el máximo grado de seguridad sanitaria y brindar tranquilidad a los prestadores, a los visitantes y a la comunidad en general.

“No escatimamos esfuerzos a la hora de buscar soluciones concretas para dar respuestas a las necesidades del empresariado local y a la demanda del turismo de salud. Vamos paso a paso, ajustando todos los detalles para brindar el mejor servicio para que nuestro Malargüe, sea un destino de preferencia y seguro”, concluyó Marcelo Rivarola.

Por su parte, Juan Manuel Ojeda –intendente de Malargüe- plantea al Turismo termal como una opción seria para aquellas personas que deseen recuperarse tras la pandemia. “Lo primero e importante es que los prestadores están ajustando, todo el tiempo, los servicios turísticos del departamento a las medidas preventivas que nos permitan mantenernos como destino seguro. Esto es fijar claramente los protocolos de seguridad sanitaria y con más razón, por tratarse del caso del uso de las aguas mineromedicinales, las cuales deben adaptarse a las citadas medidas de higiene establecidas”.

Ojeda sostuvo que el turismo termal es un sector clave e “importante para el departamento porque convocará, tras la pandemia, a aquellas personas que vienen por nuestros espectaculares paisajes y por temas de salud o bien para dejar atrás el estrés tras el aislamiento”.

¡Compartí ésta noticia por Whatsapp!

Deja una respuesta